Las 5 Leyes Biológicas

 

 

1a- Ley Biológica de la Naturaleza: LEY FÉRREA DEL CÁNCER

2a- Ley Biológica de la Naturaleza: Ley del Carácter Bifásico de los Programas Especiales de la Naturaleza con Sentido Biológico (SBS) en tanto se llegue a la solución del conflicto. Originalmente enunciada como La Ley del Carácter Bifásico de las enfermedades, si se llega a una solución del conflicto.

3a- Ley Biológica de la Naturaleza: Ley del Sistema Ontogénico de los Programas especiales de la Naturaleza con Sentido Biológico.(SBS).

Inicialmente enunciada como la Ley del Sistema Ontogénico de los tumores y enfermedades análogas al cáncer (onco-equivalentes o cáncero-equivalentes).

4a- Ley Biológica de la Naturaleza: Ley del Sistema Ontogénico de los Microbios.

5a- Ley Biológica de la Naturaleza o Quintaesencia: Ley del Sentido Biológico de los Programas Especiales de la Naturaleza o SBS (llamados “enfermedades”)

 

“Todas las llamadas enfermedades tienen un significado biológico especial. Mientras tendíamos a considerar a la Madre Naturaleza como falible y teníamos la audacia de creer que Ella comete errores constantemente y produce descomposturas (crecimientos cancerosos malignos, sin sentido, degenerativos, etc.) podemos ahora ver, mientras las vendas caen de nuestros ojos, que solo eran nuestra ignorancia y orgullo la única estupidez en nuestro cosmos. Cegados, trajimos frente a nosotros ésta medicina sin sentido, falta de alma y brutal. Llenos de asombro, podemos ahora entender por primera vez, que la Naturaleza tiene un orden (eso ya lo sabíamos), y que cada cosa que ocurre en la naturaleza tiene un propósito en el marco del todo, y que los eventos que llamábamos enfermedades no son alteraciones sin sentido que tienen que ser reparadas por aprendices de hechicero. Podemos ver que nada carece de significado, nada es maligno ni está enfermo. ” Ryke Geerd Hamer

 

 LA PRIMERA LEY BIOLÓGICA

Todo SBS (Programa Especial con Sentido Biológico) tiene su origen en un DHS(Síndrome de Dirk Hamer), que es un shock inesperado, muy agudo, vivido en soledad, que ocurre simultáneamente en la PSIQUE, el CEREBRO y en el ÓRGANO correspondiente. 

cerebro2

 

El Primer Criterio de la primera ley biológica :
Todo Programa Especial con Sentido Biológico (SBS) tiene su origen en un DHS (Síndrome de Dirk Hamer), que es un shock inesperado, muy agudo, vivido en soledad, que ocurre simultáneamente en la PSIQUE, el CEREBRO y en el ÓRGANO correspondiente.

learn-to-bloom-

“En la terminología de la GNM, un “choque de conflicto” o Bioshock o DHS se refiere a una situación emocional estresante que no pudimos anticipar y para la cual no estábamos preparados. Tal DHS puede ser disparado, por ejemplo, por una separación inesperada o por la pérdida de un ser querido, un enojo o preocupación inesperados, o por un shock abrupto por un diagnóstico o pronóstico inesperado. Un DHS difiere de un “problema” psicológico o de una situación de estrés cotidiano en que, el choque del conflicto involucra no solo a la psique, sino también al cerebro y al cuerpo. Desde un punto de vista biológico, “inesperado” implica que, no habiendo estado preparado, la situación puede ser potencialmente en detrimento de uno que fue tomado por sorpresa. Para ayudar al individuo durante tal tipo de crisis inesperada, se enciende instantáneamente un Significant Biological Special Program, creado para esa situación particular. Debido a que estos programas de supervivencia antiguos son inherentes a todos los organismos, incluyendo a los seres humanos, en la GNM hablamos de conflictos biológicos más que de conflictos psicológicos.

Los animales experimentan estos conflictos biológicos en términos reales, por ejemplo, cuando pierden su nido o su territorio, cuando son separados de una pareja o de una cría, cuando son atacados por un adversario, cuando sufren una amenaza de hambruna o un susto de muerte. Pena por la muerte de una pareja Debido a que los humanos somos capaces de interactuar con este mundo en términos tanto literales como simbólicos, podemos sufrir estos conflictos también en un sentido figurativo. Por ejemplo, un “conflicto de pérdida territorial” puede traducir la pérdida de un hogar o de un trabajo, un “conflicto de ataque” puede ser experimentado a través de un comentario ofensivo, un “conflicto de abandono” puede ser producido por sentirse excluido o ser dejado atrás por el “grupo”, o un conflicto de “susto de muerte” puede ser disparado por un shock por un diagnóstico que es percibido como una sentencia de muerte.”

Características del DHS o Bioshock.

1DHS : Síndrome de Dirk Hamer

El Segundo Criterio de la primera ley biológica:
El contenido del conflicto determina la localización de los FH (Focos de Hamer) en el cerebro y también, a nivel del órgano, en donde se llevará a cabo el SBS correspondiente.

El mismo tipo de conflicto impacta siempre en el mismo sitio del cerebro.

 2

                  

 5LB_2

El Tercer Criterio de la primera ley biológica:
Todo Programa Especial con Sentido Biológico (SBS) corre de manera sincrónica en los niveles psíquico, cerebral y del órgano.
La psique, el cerebro, y el órgano correspondiente son tres niveles de un organismo unificado que siempre trabaja en sincronía.

Lateralidad biológica: Nuestra lateralidad biológica determina en que parte de los dos hemisferios cerebrales impactará el conflicto y por lo tanto que lado del cuerpo será afectado. Nuestra lateralidad biológica se decide en el momento de la primera división después de la concepción. La proporción de gente diestra y gente zurda es aproximada mente 60:40. La lateralidad biológica puede ser fácilmente establecida con el test del aplauso. La mano que está arriba es la mano principal y nos señala si la persona es diestra o zurda. La regla de la lateralidad: Una persona diestra responde a un conflicto en relación a su madre o hijo(a) con el lado izquierdo del cuerpo y a un conflicto con una pareja (cualquiera excepto madre/hijo(a)) con el lado derecho. Con la gente zurda esto es al revés.

Ejemplo: Si una mujer diestra sufre un “conflicto de preocupación” por el estado de salud de su hijo, ella desarrollará un cáncer glandular de mama en su seno izquierdo. Debido a que existe una correlación cruzada desde el cerebro hacia el órgano, en un escáner cerebral el HH correspondiente se encontrará en el hemisferio derecho en la parte del cerebro que controla al tejido glandular de la mama izquierda. Si la mujer fuese zurda, el “conflicto de preocupación” sobre su hijo se manifestaría como cáncer en la mama derecha, mostrando el impacto en una tomografía cerebral en el hemisferio izquierdo en el cerebelo. Establecer la lateralidad biológica es de la mayor importancia para identificar el DHS original.

Nivel de psiquis: El individuo está emocional y mentalmente en estrés.

Nivel cerebral: En el momento en que ocurre un DHS, el choque del conflicto impacta un área en el cerebro muy específica y predeterminada. El impacto del shock es visible en un escáner de Tomografía Computarizada (hacer clic para ver tomografía computarizada del cerebro) como un grupo de finos anillos concéntricos. En la GNM tal configuración en forma de anillos en una TC cerebral es llamada un Foco de Hamer HH (del alemán: Hamerscher Herd). El término fue acuñado originalmente por los opositores del Dr. Hamer, quienes mofándose, llamaron a éstas estructuras, los “dudosos Focos de Hamer”. Antes de que el Dr. Hamer identificara éstas estructuras en el cerebro, los radiólogos las consideraban artefactos creados por una falla en la máquina.

Pero en 1989, Siemens, un fabricante de equipo de tomografías computarizadas, certificó que estos anillos en forma de diana no podían ser artefactos porque aún cuando la tomografía se repetía desde diversos ángulos, la misma configuración aparecía siempre en el mismo lugar. El mismo tipo de conflicto impacta siempre el mismo sitio del cerebro.

La LOCALIZACIÓN exacta del HH está determinada por la naturaleza del conflicto. Por ejemplo, un “conflicto motor”, experimentado como “no ser capaz de escapar” ó “sentirse atorado”, impacta en la corteza motora del cerebro que controla los movimientos de los músculos. El TAMAÑO del HH está determinado por la intensidad del conflicto. Podemos imaginarnos cada sitio cerebral como un grupo de neuronas que funcionan tanto como receptor como transmisor

Nivel de Órganos: En el momento en que las neuronas reciben el DHS, el choque del conflicto es comunicado inmediatamente al órgano correspondiente, y es instantáneamente activado un “Significant Biological Special Program (SBS) listo para exactamente ese conflicto. El propósito biológico de cada SBS es mejorar la función del órgano relacionado con el conflicto, de forma tal que el individuo este en mejores condiciones de manejarlo y eventualmente lo pueda resolver. 4 En cada Programa Especial con Sentido Biológico (SBS), tanto el conflicto, como su propósito biológico, siempre están relacionados con la función del órgano o del tejido correspondiente.

Ejemplo: Si un macho sufre un “conflicto de pérdida territorial”, el conflicto impacta en el área del cerebro que controla las arterias coronarias. Es en éste momento cuando la pared interna de las arterias comienza a ulcerarse (produciéndose una angina de pecho). El propósito biológico de la pérdida de tejido (ulceración) es aumentar la luz del vaso coronario para que pueda ser bombeada más sangre por minuto hacia el corazón, lo cual le da al macho más energía y más vigor en su esfuerzo para obtener su territorio (su hogar perdido o su lugar de trabajo) de vuelta o establecer uno nuevo. Esta interrelación y coordinación entre la psique, el cerebro y el órgano ha sido llevada a cabo por millones de años. Originalmente, éstos programas de respuesta biológica innatos eran dirigidos por el “cerebro del órgano” (incluso cada planta posee todavía tal tipo de cerebro del órgano). Con la creciente complejidad de formas de vida, se desarrolló un “cerebro principal”, a partir del cual es ahora coordinado y controlado cada Programa Especial con Sentido Biológico (SBS). Esta transferencia biológica a la cabeza explica por qué los centros de control de cada órgano en el cerebro están dispuestos del mismo modo en que lo están los órganos en el cuerpo. Ejemplo: Los sitios de control (relevos) que controlan la estructura del esqueleto y del músculo estriado se encuentran dispuestos de manera distintiva en la sustancia blanca cerebral (la parte interior del cerebro por debajo de la corteza). El diagrama muestra que los centros de control de la calota (cráneo), hombros, brazos, vértebras (columna), pelvis, rodillas y pies están todos situados de forma ordenada, virtualmente de la cabeza al dedo gordo del pie (como un embrión en su parte trasera). El tema del conflicto biológico ligado a los huesos y los tejidos musculares son “conflictos de auto devaluación” (relacionados a una pérdida de la autoestima, sintiéndose “inútil” o “sin valor”). Debido a que existe una correlación cruzada desde el cerebro hacia el cuerpo, los sitios de control cerebral (relevos) en el hemisferio derecho controlan los huesos y los músculos del lado izquierdo del cuerpo, mientras que los sitios de control cerebral del hemisferio izquierdo controlan los huesos y los músculos del lado derecho del cuerpo. 5 Esta TC del órgano que muestra un HH activo en el área de la 4ª vértebra lumbar (“conflicto de auto devaluación activo”) Hace notablemente visible la comunicación entre el cerebro y el órgano.

Solo hay tres tipos de enfermedades que quedarían fuera de este sistema.

-Las enfermedades causadas por lesiones físicas, heridas, accidentes físicos…
-Las intoxicaciones, ya sean de origen químico, radiactivo, biológico…
-Las enfermedades infecciosas de organismos, para los que el organismo no ha podido experimentar proceso de inmunización, de forma natural. Por ejemplo, un ciudadano europeo que viaje a un país tropical y se vea afectado por el virus que causa la malaria. En este programa de TVE, de 1994, “Preguntas y respuestas”, se puede comprobar el testimonio del propio Dr. Hamer, así como de pacientes suyos que siguieron un tratamiento de su enfermedad, según los principios de la Nueva Medicina Germánica.

LA SEGUNDA LEY BIOLÓGICA
Todo Programa Biológico Especial se desarrolla en dos fases siempre que exista solución del conflicto.

salud_60

FASE DE CONFLICTO ACTIVO (simpaticotonía)
En cuanto ocurre un impacto (DHS), el ritmo normal del día y la noche es interrumpida instantáneamente y el organismo entero entra en la fase de conflicto activo. Al mismo tiempo el SBS que se correlaciona con el conflicto es activado, permitiendo al organismo suspender el funcionamiento normal diario para poder asistir al individuo – en los tres niveles – durante esta crisis particular.

 CL-CONFLICTOLISIS
La solución del conflicto es el momento decisivo que inicia la Segunda fase del SBS. Al igual que en la fase de conflicto activo, la fase de curación corre en paralelo en todos los tres niveles.

FASE DE CURACIÓN (vagotonía)
La duración y la severidad de los síntomas de la fase de curación están determinadas por la intensidad y la duración de la fase de conflicto activo precedente. Las recaídas de conflicto que continuamente interrumpen la fase de curación, prolongan el proceso de curación.

 nuevamedicinafases04950

LA TERCERA LEY BIOLÓGICA

“La ciencia de la Embriología y nuestro conocimiento de la evolución del hombre son el fundamento de la medicina. Son dos fuentes que nos revelan la naturaleza del cáncer y de todas las llamadas “enfermedades”.” Ryke Geerd Hamer

La Tercera Ley Biológica explica la correlación entre la psique el cerebro y el órgano dentro del contexto del desarrollo embrionario (ontogenético) y evolutivo (filogenético) del organismo humano. Muestra que ni la localización de los FH en el cerebro ni la proliferación celular (tumor) o la pérdida de tejido que siguen a un DHS son accidentales, sino que son parte de un sistema biológico inherente a toda especie.

Todos los tejidos que derivan de la misma hoja germinal son controlados desde la misma parte del cerebro.

 3

 

4

LA CUARTA LEY BIOLÓGICA

La Cuarta Ley Biológica explica el rol beneficioso de los microbios al correlacionarse con las tres capas embrionarias durante la fase de curación de cualquier Programa Biológico

Especial de la Naturaleza.

¡Los microbios están solamente activos en la fase de curación!

Durante los primeros 2,500 millones de años, los microbios eran los únicos organismos que habitaban la Tierra. Eventualmente, los microbios habitaron gradualmente al organismo humano en desarrollo. La función biológica de los microbios era mantener los órganos y tejidos en un estado saludable. Durante todas las épocas, microbios como bacterias y hongos, han sido indispensables para nuestra supervivencia.

En “Normotonía” (antes de un SBS) así como durante la fase de conflicto activo, los microbios están latentes. Sin embrago, en el momento que el conflicto se resuelve, los microbios que residen en el órgano relacionado con el conflicto, reciben un impulso del cerebro para asistir al proceso de curación que ha sido puesto en movimiento. Los microbios son endémicos; viven en simbiosis con todos los organismos del entorno ecológico, en el que se han desarrollado por millones de años. El contacto con microbios que son externos al organismo humano, por ejemplo a través de viajes al extranjero, no causa por si solo una “enfermedad”. Sin embargo, digamos, si un europeo resuelve un conflicto en los trópicos y está en contacto con microbios locales, el órgano relacionado con el conflicto utilizará las bacterias u hongos durante la fase de curación. Como el cuerpo no está acostumbrado a estos ayudantes exóticos, el proceso de curación puede ser bastante severo. ¡Los microbios no cruzan el umbral del tejido!

334x413xhamer-gl-microbes-brain_jpg_pagespeed_ic_v41ssg4u60

El diagrama superior muestra la clasificación de los microbios en relación con las tres capas embrionarias y las áreas del cerebro desde donde las actividades de los microbios son controladas y coordinadas. Micobacterias y hongos solo operan en tejidos que se orginan a partir del endodermo y el mesodermo del cerebro antiguo, mientras que las bacterias que no son micobacterias, solamente participan en la curación de tejidos que derivan del mesodermo del cerebro nuevo. Este sistema biológico es inherente en todas las especies.

 5LB_6

La forma en que los microbios ayudan al proceso de curación está en completa concordancia con la lógica de la evolución.

HONGOS Y MICOBACTERIAS (Bacterias de Tuberculosis o TB) son los microbios más antiguos. Ellos operan exclusivamente en órganos y tejidos controlados desde el

CEREBRO ANTIGUO (tronco cerebral y cerebelo), que son de origen endodérmico o del antiguo cerebro mesodérmico. Durante la fase de curación, hongos como Candida albicans, o mico bacterias, como el bacilo tuberculoso (TB), descomponen las células que sirvieron un propósito biológico durante la etapa de conflicto activo. Como “micro-cirujanos” naturales, los hongos y las mico bacterias remueven, por ejemplo, tumores de colon, tumores de pulmón, tumores de riñones, tumores de hígado, tumores de próstata, tumores glandulares de mama, o melanomas que ya no se necesitan más. Lo que hace a las micobacterias tan extraordinarias es que comienzan a multiplicarse de forma inmediata al momento del DHS. Se multiplican a una velocidad paralela a la del tumor que crece, de manera que en el momento en que se resuelve el conflicto, la cantidad exacta de bacterias tuberculares estará disponible para descomponer y remover al cáncer. Síntomas: Durante el proceso de descomposición, los restos del proceso de curación son eliminados a través de la deposición (SBS de colon), la orina (SBS de riñón, SBS de próstata), o la secreción respiratoria de los pulmones (SBS de pulmón), típicamente acompañados con sudores nocturnos, secreción (potencialmente mezclada con sangre) hinchazón, inflamación, fiebre y dolor. Este proceso microbial natural es erróneamente llamado “infección”. Si los microbios que son necesarios han sido erradicados, por ejemplo a través del uso excesivo de antibióticos o “Quimio”, el tumor se encapsula y permanece en el lugar sin posterior división celular.

Los HONGOS, MICOBACTERIAS, y las BACTERIAS que no son micobacterias operan en órganos y tejidos que se originan en el mesodermo antiguo, controlado desde el CEREBELO; las bacterias que no son micobacterias ayudan también a la reparación de órganos y tejidos que derivan del mesodermo nuevo, controlado desde la SUSTANCIA BLANCA. Durante la fase de curación, estas bacterias remueven células o tumores que ya no son requeridas (controladas desde el cerebelo) o ayudan a reparar la pérdida de tejido que se llevó a cabo durante la fase activa del conflicto (controlada desde la sustancia blanca cerebral). Bacterias estafilocócicas y estreptocócicas, por ejemplo, ayudan a la reconstrucción del tejido óseo y ayudan a reparar la pérdida de células (necrosis) del tejido del ovario y del testículo. También juegan un papel en la formación de tejido cicatrizal, ya que el tejido conectivo está controlado desde la sustancia blanca. Si estas bacterias estuvieran ausentes, la reparación se lleva a cabo de todas formas, pero no de una manera biológicamente óptima. Síntomas: secreción, aumento de volumen, inflamación, fiebre y dolor. Este proceso de reparación microbiano y de curación natural es erróneamente llamado “infección”. En lo que a “virus” se refiere, en GNM preferimos hablar de “virus hipotéticos”, ya que últimamente la existencia de los virus ha sido puesta en tela de juicio. La falta de prueba científica frente a la afirmación que virus específicos causan “ infecciones” específicas está acorde con los anteriores hallazgos del Dr. Hamer, a saber, que el proceso de reconstrucción de tejido controlado por la corteza cerebral de origen ectodérmico, por ejemplo de la epidermis de la piel, el cuello del útero, el recubrimiento de los ductos biliares del hígado, el recubrimiento del estómago, el recubrimiento de la mucosa bronquial o la membrana nasal, ocurre aun en la ausencia de virus. Esto quiere decir que la piel se cura sin el “virus” del herpes, el hígado sin el “virus” de hepatitis, la membrana nasal sin “la gripe”, y así sucesivamente. Síntomas: El proceso de restitución es típicamente acompañado por hinchazón, inflamación, fiebre y dolor. Este proceso microbial natural es erróneamente llamado “infección”. ¡Aún si los virus en realidad existiesen, asistirían, en línea con la lógica de la evolución, a la reconstrucción de los tejidos ectodérmicos! ¡Basándose en el rol beneficioso de los microbios, los virus no serían la causa de “enfermedades”, sino que en vez, jugarían un rol vital en el proceso de curación de los tejidos controlados por la corteza cerebral!

En vista de la Cuarta Ley Biológica, los microbios no pueden ser más considerados la causa de las “enfermedades infecciosas”. Con el entendimiento que los microbios no causan enfermedades pero en su lugar juegan un rol beneficioso en la fase de curación, el concepto de un sistema inmunológico, visto como un sistema de defensa contra los “microbios patógenos” se torna sin sentido.

LA QUINTA LEY BIOLOGICA

La Quintaesencia: Toda enfermedad es parte de un (Programa Biológico Especial creado para asistir a un organismo (humanos y animales) a resolver un conflicto biológico.

Todos los programas fisiológicos ordinarios de nuestro organismo (en conjunto la fisiología normal), así como los programas especiales (SBS) (que muestran una fisiología especial con sentido biológico), han sido integrados a través de millones y millones de años, durante nuestra evolución y son por lo tanto absolutamente sensatos. De hecho, no hay nada de “maligno” o “benigno” en todo esto, únicamente procesos útiles.

Las “enfermedades” dejan de ser fenómenos malos y/o fortuitos que la Naturaleza no haya previsto, sino más bien fenómenos perfectamente programados en los organismos que les dan oportunidad de salir adelante cuando se encuentran abruptamente con una situación que conlleva amenaza para la supervivencia del individuo y de la especie.